lunes, 19 de abril de 2010

Y yo me alejo de vos,
de la espiración asfixiada,
de notas que se persiguen furiosas,
tropiezan en tus dedos,
se apoderan de la sangre,
asaltan violencias tímidas asomadas en las negras resacas de momentos,
como enredaderas envolventes arrepentidas mañaneras,
sinuosas caderas que rebalsan, rozan, las mascadas, los filosos, y tan suaves, nostálgicos dientes del piano.

Yo me alejo de vos,
(para tocarte en los silencios, en la espuma, en el frío, en tu aliento, en el aullido enajenado del viento que me disfraza de lo cierto, callada, tomo perspectiva desde el asiento distante)

lunes, 12 de abril de 2010

Podrás con esfuerzo quitarla de tu mente,
con las manos atadas de sus tripas,
a la espalda de los miedos y traiciones,
en victoria ahogada eyaculada precozmente,
suspirar el triunfo de la cobardía,
bañar de dóciles explicaciones la ausencia de lodo,
llenar la copa de brebajes falaces y cómodos,

Podrás hacer cuanto necesite el ser interior que aúlla por bondad,
Se congratula el derecho a permanecer pulcro!!

Pero no podrás cambiar del registro de tus ansiedades,
el juego de probabilidades que tuviste con a penas, el color de su voz,
con sus uñas encarnadas a tu limitada imaginación,

Es el inconsciente que te supera en la cama, a su borde, en el baño - elige el lugar,-
el que te agita
y desborda de semen por un nombre que no podrás alcanzar.

Ahora descanza en paz...